Ambiente/Desarrollo Sostenible/Tema de Portada

Los retos para Guatemala, en el Día de las Naciones Unidas

Desde 1948, el 24 de octubre de cada año se celebra el Día de las Naciones Unidas. Esta fecha marca el aniversario de la entrada en vigor, en 1945, de la Carta de las Naciones Unidas, luego de su suscripción por parte de 51 Estados Miembros, incluyendo a Guatemala.

El significado del día de las Naciones Unidas, en 2021. Un multilateralismo revitalizado, inclusivo, interconectado y eficaz para que el mundo se recupere de la COVID-19 y podamos cumplir las promesas que hicimos a las generaciones futuras: prosperar en paz, con dignidad y con igualdad en un planeta sano.

En 2015, los Estados Miembros de las Naciones Unidas aprobaron 17 objetivos como parte de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, estableciendo una hoja de ruta para alcanzarlos en un periodo de 15 años. Los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), constituyen un llamado y compromiso universal a la acción para poner fin a la pobreza, proteger el planeta y mejorar la vida y las perspectivas de las personas en todo el mundo.

“El Informe anual titulado Agenda Común por parte de nuestro Secretario General a la Asamblea General mira hacia los próximos 25 años y representa su visión sobre el futuro de la cooperación mundial. Se trata de la realización acelerada de los ODS en la última década de acción, pero también más allá. Se pregunta cómo podemos utilizar la crisis de Covid-19 como eje del desarrollo sostenible y la paz para todos”

Rebeca Arias, Coordinadora Residente de SNU

El secretario general de las Naciones Unidas, Dag Hammarskjold, dijo una vez que “la ONU no fue creada para llevar a la humanidad al cielo, sino para salvarla del infierno”. Si puede volver a sus libros de historia o hablar con sus más sabios miembros de la familia, recordarán la devastación y la miseria que las dos Guerras Mundiales consecutivas han causado para nuestra humanidad. La consecuente gestión de la Guerra Fría y de allí en adelante varios desafíos agravados y los esfuerzos para contener, mejorar, alegrar: nuestro mundo, el planeta, para todas las personas, con paz y prosperidad, de la mano como socios.

Trabajo de País

El trabajo del SNU en apoyar los esfuerzos del país para reducir la pobreza, generar empleo decente, mejorar el acceso a los servicios de educación, salud, nutrición y agua y saneamiento, lograr el empoderamiento económico de las mujeres y combatir la violencia de género, proteger el medio ambiente continuo en medio de la pandemia, reorientándose los programas para responder y asegurar la protección de trabajadores de la salud, continuar el Programa de Alimentación Escolar, facilitar la entrega del Bono Familia, asegurar una cuarentena digna para migrantes retornados y entregar asistencia humanitaria a las poblaciones más vulnerables y afectadas por la pandemia.

Guatemala tiene las capacidades, recursos y el compromiso de muchos sectores para cumplir con los ODS; se requiere que todos los sectores de la sociedad logren consensos sobre los cambios que necesita y acelerar los esfuerzos trabajando conjuntamente con una visión de país de largo plazo para alcanzar los ODS.

“Estoy cumpliendo casi tres décadas al servicio de la Organización, con mucha emoción, mi mensaje es: Cree. Cree en ti mismo, cree en el ingenio de tu comunidad y conviértete (en tus palabras, en tus acciones, en tus aspiraciones) una fuerza de cambio positivo para unirte y co-crear. No esperes más, comienza hoy tu viaje transformador de acciones. Tu visible (y tácito) impacto dejará rastros de bondad en el camino para quienes te rodean y quienes los rodean a ellos y ellas”

Rebeca Arias, Coordinadora Residente de las Naciones Unidas en Guatemala

No dejar a nadie atrás

Para no dejar a nadie atrás, se hace necesario visibilizar y tomar acciones focalizadas para los más vulnerables y estas son las principales:

1. En cuanto al medio ambiente, necesitamos un planeta verde, afrontar la triple crisis planetaria que vivimos y se necesita acción.

2. En Guatemala, a pesar de contar con un marco legal e institucional, el Estado aún no responde a las múltiples y diversas necesidades de las mujeres y niñas desde su condición étnica, económica, política, etaria y geográfica, entre otras.

3. La juventud guatemalteca representa un grupo poblacional diverso, la ventana de oportunidad que presenta el bono demográfico del país dependerá de que la población joven de esta y de futuras generaciones se beneficie de inversiones.

4. La coyuntura que se vive a partir de 2020 con la pandemia ha puesto de manifiesto la importancia del acceso a internet y a la conectividad, desarrollar estrategias y políticas que aseguren la universalización del acceso a las nuevas tecnologías de información y comunicación.

Naciones Unidas es el ente multilateral por excelencia donde se abordan y buscan soluciones a los problemas globales que no es posible abordar individualmente por los países.

“Debemos asegurar que el acceso a servicios básicos y a oportunidades de empleo decente e ingresos y participación en las decisiones lleguen a las poblaciones más pobres, excluidas y vulnerables como son los pueblos indígenas, las mujeres y niñas, los jóvenes, personas con discapacidad, entre otras”

Rebeca Arias, Coordinadora Residente SNU en Guatemala

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.